El ejemplo del Presidente Biden!!!

La Administración del Presidente Biden en los Estados Unidos recientemente puso en acción la Ley de Reducción de la Inflación (conocida como IRA por sus siglas en inglés), la cual es considerada como una de las mayores propuestas de inversión pública en el sector energético de la historia de ese país.

Esta ley incluye considerables inversiones para la lucha contra el cambio climático, también espera generar miles de empleos en el sector de las energías verdes, mientras estimula la tecnología de reducción de emisiones y los programas de eficiencia energética, mediante el uso de la energía solar, los aerogeneradores y estaciones de carga de baterías, es decir, una economía basada en la energía limpia.

Observando el potencial energético que ya se aprovecha en la Provincia de Guanacaste, esto debe motivo de orgullo, ya que desde hace muchas décadas esta Provincia se ha posicionado como el corazón energético de Costa Rica, para seguir aprovechando esos amplios recursos naturales con fines energéticos, estableciendo alianzas estratégicas entre el sector privado y las empresas públicas y cooperativas energéticas que operan en esta parte del territorio.

La experiencia de la Administración Biden puede ser motivo para los distintos agentes de cambio político y económico que representan los intereses de Guanacaste, como son los diputados, munícipes y líderes empresariales con el fin de pisar el acelerador hacia la transición a un sistema de energía más limpio, más asequible y seguro para Costa Rica y más allá.

Muy pronto se comenzará a discutir en la Asamblea Legislativa un nuevo marco de acción en el sector eléctrico, también se habla de la industria del hidrógeno-verde; entonces, si Guanacaste es nuestro corazón energético, valga preguntar: ¿cómo se preparan esas fuerzas vivas para aprovechar la energía renovable creando más riqueza, más empleo, más desarrollo tecnológico; ¿será este un tema que en los próximos comicios municipales alguien lo retome con una visión de largo plazo?; de manera que se posicione la energía y el cambio climático como elementos fundamentales de la reactivación económica de Guanacaste; ahí les dejo la pregunta.



Guanacaste y el hidrógeno verde…

Algunos lectores se preguntan por qué se habla ahora en los medios de comunicación del hidrógeno y qué importancia tiene para un país como Costa Rica, aún más, ¿por qué es importante para Guanacaste?, la provincia líder en producción de electricidad con energía renovable a nivel nacional.

Porque el hidrógeno es el elemento natural más abundante del universo, y aunque hoy es poco conocido su uso comercial para sustituir el diésel y la gasolina, a nivel mundial comienza a cobrar importancia ya que es una forma de contribuir a mitigar el calentamiento de la atmósfera, y por consiguiente, esos cambios frecuentes en el clima que ocasionan daños considerables a la infraestructura, afectaciones a la salud por la aparición de nuevas enfermedades y otros efectos catastróficos, por eso se conoce este gas como “hidrógeno verde”.

El hidrógeno verde se produce gracias a un proceso químico llamado electrólisis, el cual consiste en separar una molécula de agua en oxígeno e hidrógeno, esta separación se hace mediante el uso de electricidad y se almacena en diferentes tipos de depósitos en forma gaseosa o como gas comprimido.

El interés por el uso intensivo del hidrógeno verde no sólo existe a nivel de los países desarrollados, en Latinoamérica Colombia y Chile están catalogados como dos de los países más promisorios para producir hidrógeno a bajo costo, y una sorpresa agradable es que un estudio desarrollado por la agencia de cooperación internacional de Alemania -la GIZ- titulado ‘Estado del Hidrógeno Verde en América Latina y el Caribe’, destaca a Costa Rica donde la apuesta por impulsar este recurso natural es muy atractiva.

Quizás es temprano pensar en un desarrollo comercial del hidrógeno a gran escala en nuestro país, eso sí, debe comenzar un planteamiento integral a nivel país de cómo y quienes podrán desarrollar ese potencial, el tipo de regulación para impulsar alianzas público-privadas aprovechando la capacidad de generación eléctrica gracias a las bondades que nos da el agua, el sol, el viento, la biomasa y la geotermia.

En este contexto, resulta muy atractivo que Guanacaste reúne las condiciones para desarrollar inversiones innovadoras produciendo hidrógeno verde y bajo en carbono para su exportación a nivel mundial, dado ese amplio desarrollo de las fuentes de energía renovables para producir electricidad con que cuenta nuestra provincia.

Ing. José María Blanco R.